viernes, 16 de agosto de 2013

Fusilamiento” del Congreso

             El 24 de enero de 1848, el gobierno del General José Tadeo Monagas perpetró lo que los historiadores han calificado como “El  Fusilamiento del Congreso Nacional” que en otros términos no fue más que la irrupción de hombres armados en plena sesión de la Cámara de Representantes cuando esta debatía la moción de enjuiciar al Presidente por el delito de infracción a las leyes y dilapidación de las rentas públicas.
            Como consecuencia de esta irrupción criminal y atentatoria contra la representación de la soberanía nacional, resultaron muertos los diputados Juan García, Francisco Argote, José Antonio Salas y Santos Michelena.  Michelena recibió una puñalada y falleció días después en la Legación  Británica, donde se había refugiado.
            La agresión contra el Congreso de la República fue unánimente repudiada por el pueblo y dio lugar a alzamientos en el interior del país.  Monagas, después “para remendar el capote” como se dice en buen criollo, trató y logró reunir al Congreso nuevamente.  Pero a la vuelta de los congresantes se notó la ausencia de Fermín Toro, quién dijo en la oportunidad de ser convocado:  “Decidle al general Monagas que llevarán mi cadáver, pero que Fermín Toro no se prostituye.”
            Páez, que se encontraba en Calabozo, también reaccionó contra Monagas, a quien el 31 del mismo mes le dirigió una carta en estos términos:  “Agrava mi dolor el convencimiento que me asiste de la gran responsabilidad moral que pesa sobre mí por haber sido el más empeñado en la exaltación de V. E. a la presidencia.  Yo no puedo ser indiferente al alto crimen que se ha perpetrado contra la nación, en el asesinato de algunos de sus representantes y el envilecimiento y humillación  a que se aspira de los demás”.  Páez terminó alzándose en armas contra el Gobierno, pero fue derrotado en el sitio de Los Araguatos y huyó a la Nueva Granada.  De esta fecha parte la decadencia del Poder Legislativo y la desaparición de la oligarquía conservadora que dio paso a la oligarquía liberal.
           


2 comentarios: