jueves, 20 de junio de 2013

Bloqueo de los puertos de Venezuela



            El 12 de agosto de 1858 los puertos venezolanos quedaron bloqueados por buques de guerra de Inglaterra y Francia, lo que fue calificado entonces como una inescrupulosa maniobra del partido liberal en alianza con las dos potencias para derrocar al gobierno del general Julián Castro.
            Julián Castro había asumido el poder a raíz del derrocamiento del gobierno del general José Tadeo Monagas por el movimiento revolucionario de marzo opuesto a la reforma constitucional que prolongaba a seis años el período gubernamental.
            Monagas desde su derrocamiento o renuncia obligada se refugió junto con su ministro Jacinto Gutiérrez y su yerno Juan Giuseppe, en la Legación francesa en Caracas.
            Un amotinamiento del pueblo frente a la Legación en contra de José Tadeo Monagas  dio lugar a que el Ministro de Relaciones Exteriores de Castro, doctor Wenceslao Urrutia, firmara un Protocolo mediante el cual se comprometía a facilitar la salida del asilado.  Pero ocurrió que Urrutia había firmado dicho protocolo de manera  inconsulta desencadenando una reacción adversa que lo obligó a renunciar y ser sustituido por Fermín Toro en la Cartera de Exteriores. El Presidente Julián Castro pretendía enjuiciar al ex presidente Monagas y la situación degeneró en un conflicto internacional.  Buques de guerra ingleses y franceses bloquearon los puertos y a bordo se retiraron los encargados de negocio de estos países.  Al final el problema se resolvió con el siguiente acuerdo:  “Puede el jefe de estado cumplir las promesas que hizo al general Monagas, cuando hayan desaparecido de nuestros puertos los buques de guerra ingleses y franceses, y dar a la cuestión internacional la dirección más conforme con el derecho e independencia nacional”.


2 comentarios: