viernes, 21 de junio de 2013

Creación de Bolivia


            El 6 de agosto de 1825 las fuerzas patriotas  hacen morder el polvo de la derrota a los defensores del coloniaje comandados por el general Canterac, en la pampa  de Junín, y dan lugar al nacimiento de una nueva República:  Bolivia.
            Pero la independencia de este suelo arranca desde Chuquisaca en 1809 con el derrocamiento del Presidente de la Real Audiencia, García Pizarro, y queda sellada en forma diáfana y definitiva dieciséis años después con la batalla de Junín.
            Bolivia hasta entonces se conocía con el nombre de “Alto Perú”.  Desde aquel memorable día hasta ahora se han sucedido luchas internas y externas que  han puesto en serios peligros a las instituciones e integridad territorial.
            Se recuerda la revolución de Santa Cruz contra la presidencia vitalicia de Sucre así como la confederación Perú – Bolivia que originó la guerra de Chile y Argentina contra estas dos naciones.
            Bolivia perdió como resultado del conflicto todo su litoral sobre el Pacífico y desde entonces, al igual que Paraguay, quedó enclaustrada, sin salida al mar.  En 1904 Bolivia tuvo que ceder al Brasil una inmensa porción territorial a cambio de dos millones de esterlinas y una salida al Puerto de Madeira y el Amazonas a través de un Ferrocarril.
            Entre los años 1932 y 1935, Bolivia sostuvo guerra con Paraguay por el territorio de Chaco que le retribuyó al sellarse la paz, su acceso al río Paraguay y una cuarta parte del territorio discutido.  Después de la guerra de Chaco se han registrado varios gobiernos militares y movimientos revolucionarios como el de Víctor Paz Estensoro, quién nacionalizó las minas de estaño de las grandes empresas de Patiño, Armayo y Roschild.  La vida democrática de ese país creado por Simón Bolívar y que ha adoptado el 6 de agosto como día de su  independencia, ha sido muy golpeada por una sucesión de asonadas militares.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada