lunes, 24 de junio de 2013

Natalicio del Libertador


            El 24 de julio de 1783 nació en la apacible Caracas de la colonia, frente a la venerable plaza de San Jacinto, don Simón Antonio de la Santísima Trinidad Bolívar y Palacios, a quien la humanidad conoció después a través de sus luchas y proezas, simplemente, como Simón Bolívar.  Fue el último  vástago del coronel Juan Vicente Bolívar y Ponce (56 años) y María Concepción Palacios y Blanco (21 años).  Juan Vicente Bolívar nació en los Valles de Aragua el 15 de Octubre de1726 y se casó con doña María, primero de diciembre de 1773, murió el 19 de enero de 1786 cuando Bolívar tenía apenas tres años.  En cuanto a doña María  Concepción Palacios y Blanco, nació en Caracas el 9 de diciembre de 1758.  Se casó a la  edad de 15 años y murió el 6 de julio de 1792, cuando el Libertador tenía 9 años.  Bolívar, tuvo cuatro hermanos:  Juan Vicente, María del Carmen, doña María Antonia, la mayor, y doña Juana María, la menor.
            De manera que Simón Bolívar quedó huérfano de padre y madre, a los nueve años y a esa de edad fue confiado a su tío paterno don Feliciano Palacios y Blanco (Tío Chano) y a los clérigos capuchinos, depositarios de la cultura de aquel tiempo. 
            A los diez años, Simón Bolívar aprendió de los capuchinos, Matemática y Botánica. Lo obligaban a ir a misa diariamente, besarle la mano al Obispo y lo preservaban de las “peligrosas” ideas modernas que ya tomaban calor en el ambiente caraqueño.  Asimismo lo enseñaban a venerar en el Capitán General al Monarca lejano que, investido por Dios, gobernaba más allá de los mares.  Luego su tío paterno desistió de la educación clerical y Bolívar tuvo maestros más adecuados a su temperamento:  Pelgrón, José Sanz, Andrés Bello y Simón Rodríguez.  Este último influyó poderosamente en su destino.  Llegó a ser su preceptor más querido y de él aprendió a odiar la esclavitud y la injusticia y por él se declaró absolutamente Republicano.
            Bolívar progresó rápidamente en sus estudios docentes y militares y casi niño recibió del Rey el grado de Subteniente del Batallón del Valle de Aragua y decidió viajar a España para completar su formación.  A la luz de la realidad monárquica y de la forma como la península manejaba sus intereses coloniales de ultramar, se arraigó más en él la idea republicana que le insufló su Preceptor.  El 26 de mayo de 1802 se casó en Madrid con María Teresa del Toro (21 años) y emprendió con ella su viaje de regreso a Venezuela.  Un año después muere su esposa víctima de una epidemia.  Vuelve a Europa para seguir estudiando y frecuentar los grandes salones.  Allá se encontró con don Simón Rodríguez, recorrieron juntos el viejo continente y en el Monte Aventino juró consagrar su vida y su fortuna en la independencia de América.



No hay comentarios:

Publicar un comentario